• Zona Arqueológica Tepexi el Viejo

Horario

  • De lunes a domingo, de 10:00 a 17:00 horas

Costo

  • Entrada libre

Tepexi el Viejo fue cabecera de uno de los señoríos popolocas más importantes que durante el Posclásico (1200-1500 d.C.) controlaron el sur de Puebla.

 

Los restos arqueológicos se localizan en la parte alta de un cerro bajo, flanqueado en tres de sus lados por profundas barrancas.

La fortaleza es una zona de grandes cuartos de piedra y pequeños asentamientos alrededor. La parte más espectacular es el recinto fortificado que está delimitado por altas paredes de piedra. En él hay cinco niveles conectados por escalinatas y accesos.

Continuar leyendo

Los restos arqueológicos se localizan en la parte alta de un cerro bajo, flanqueado en tres de sus lados por profundas barrancas.

La fortaleza es una zona de grandes cuartos de piedra y pequeños asentamientos alrededor. La parte más espectacular es el recinto fortificado que está delimitado por altas paredes de piedra. En él hay cinco niveles conectados por escalinatas y accesos.

Horario

  • De lunes a domingo, de 10:00 a 17:00 horas

Costo

  • Entrada libre

Otros sitios de interés

  • Ex-convento de San Agustín

    Se inició en 1546, de estilo colonial, con planta de cruz latina y capillas con hornacinas a los lados. Destaca la escultura de San Nicolás Tolentino que se encuentra en una de las capillas laterales.

  • Parque Estatal Flor del Bosque

    Descubre la naturaleza en el Parque Estatal Flor del Bosque, donde encontrarás un sinfín de actividades visitando el zoológico de mamíferos, albergue animal, granja de contacto, parque temático, aviario, palapa interactiva, casa de la tierra, cuidado del medio ambiente, así como área de rappel, skateboarding, gotcha y ciclismo de montaña.

  • Parroquia de Santiago Apóstol

    La Parroquia de Santiago Apóstol construida por los franciscanos data del siglo XIX. Destaca su sorprendente fachada ornamentada por un artista nativo, excelente muestra del estilo barroco indígena o tetitqui que se caracteriza por la profusión de imágenes y decoración con motivos fitomorfos.

  • Bosque de San Mateo Ozolco

    Situado al oeste de Calpan a 10 km, entre Santiago Xalixintla y la junta auxiliar de Calpan San Lucas Atzala, nos encontramos con este hermoso bosque , cuyo significado del nombre Ozolco es “Camino viejo”. En él se puede disfrutar de la naturaleza, de hermosos paisajes, de agua fresca y cristalina y de flora y fauna silvestre.

  • Parque Lineal

    Puebla cuenta con un nuevo atractivo que entremezcla la modernidad y la atracción del contacto con la naturaleza: El Parque Lineal.

  • Museo Nacional de los Ferrocarriles Mexicanos

    Está ubicado donde se encontraba la estación del Ferrocarril Mexicano, inaugurada el 15 de septiembre de 1869 por el presidente Benito Juárez.

     

  • Casa Museo Tlapalcalli

    En el museo “Tlapalcalli”, también conocido como Casa de las pinturas, podrá encontrar las pinturas y esculturas de Rafael Bonilla Cortés, un artista originario del municipio de Tetela de Ocampo. En este espacio, la naturaleza y el arte se encuentran creando un universo de formas y colores.

     

  • Parroquia de la Santa Cruz

    El atrio de la fachada se delimita por una barda arreglada a principios del siglo XX con aberturas rectangulares simulando una balaustrada. Aproximadamente en 1906 se construye una portada en forma de arco triunfal con cuatro esculturas y una cruz en el remate. La fachada principal del templo da hacia atrás del atrio.

     

  • Cascada la Encantada

    Los más aventureros no pueden perderse esta cascada, considerada una de las más bellas y suntuosas de la región. La Encantada se localiza más allá de Las Hamacas, en plenas montañas. Tras recorrer senderos de montaña, será necesario cruzar a nado para llegar hasta la cascada. El premio: uno de los más fascinantes rincones de la Sierra.

  • Cocina del Ex Convento de Santa Rosa

    La cocina del Convento de Santa Rosa es considerada la más bella del estado, pues fue en este sitio donde se elaboró por primera ocasión el mole poblano por parte de Sor Andrea de la Asunción. Este lugar fue construido en el siglo XVII como beaterio de dominicas.